1. Inicio
  2. Escultores
  3. Carmona, Ramón

Carmona, Ramón

Ramón Canuto Carmona Urrutia (Pamplona, 1871-1929) ejerció en su ciudad natal la profesión de marmolista, con taller abierto en los bajos de la casa nº 4 del Paseo de Valencia. Más tarde trasladará el taller sucesivamente a las calles Curia y Compañía. Su actividad se centró fundamentalmente en los encargos funerarios, entre los que el más notable fue el Mausoleo de Pablo Sarasate para el Cementerio de Pamplona, ejecutado entre los años 1908-1909, y de cuya autoría ha quedado constancia en sendas placas -una de ellas fragmentada- que figuran en el propio conjunto sepulcral. Otros trabajos de Carmona fueron los mosaicos del retablo mayor de la parroquia de San Lorenzo y, en la misma parroquia, el remate del altar de los Remedios. En el monumento a los Fueros trabajó como piezas más destacadas las cinco estatuas colocadas en el primer cuerpo, a partir de modelos de la ciudad.